Como le fue revelado a
Marshall Vian Summers
el 6 de junio de 1986
en Estados Unidos

Texto original: The Greater Religion

Escucha el audio original aquí (en inglés): no disponible online

Más información sobre este texto

Lo que estás leyendo en este texto es la transcripción de la voz original de la Asamblea Angélica hablando a través del Mensajero Marshall Vian Summers.

Aquí, la comunicación original de Dios, que existe más allá de las palabras, es traducida al lenguaje y el entendimiento humanos por la Asamblea Angélica que supervisa el mundo. La Asamblea después entrega el Mensaje de Dios a través del Mensajero, tras lo cual es transcrito y puesto a tu disposición y a disposición de todos.

En este extraordinario proceso, la Voz de la Revelación está hablando de nuevo. La Palabra y el Sonido están en el mundo. Que puedas ser el receptor de este regalo de Revelación y puedas estar abierto a recibir su Mensaje único para ti y para tu vida.

Wisdom from the Greater community, volume 1
Volumen 5 > Sabiduría de la Comunidad Mayor Volumen 1 > Capítulo 1

Para comenzar discutiremos la Religión Mayor, un asunto de gran importancia. Desarrollar el Conocimiento es un tema fundamental en esta Enseñanza. El Conocimiento, las relaciones y la comunicación impregnan toda actividad, desarrollo y progreso verdaderos. Estas cosas dan lugar a tu naturaleza y destino espirituales. Llaman a tu relación con Dios, aunque también hay muchos aspectos prácticos de la vida a los que debes aplicar estas cosas de manera continuada.

Debido a que has sido enviado aquí por un propósito y no solo para tu propio desarrollo, tu contribución al mundo es un factor primario. Al igual que recibes debes dar, y esto continúa en este mundo y más allá. Este procedimiento está ocurriendo en todos los mundos, no solo en este. Por tanto, el Plan de Dios debe tomar en consideración las necesidades de muchas clases diferentes de seres en muchos tipos diferentes de ambientes. ¿Cómo se relaciona la Religión Mayor contigo, que estás preocupado con los asuntos humanos en este mundo particular? Es directamente relevante por tres razones.

Primero, no eres enteramente humano. No has hecho tus principales desarrollos solo en este mundo. Lo que has acumulado en Conocimiento abarca no solo tu existencia humana, sino también tu existencia no humana. Por tanto, recuperar el Conocimiento es recuperar estas memorias vitales. Estas no son memorias de traumas personales o eventos históricos. Son memorias de relaciones que han sido establecidas en la verdad. Por tanto, si vas a recuperar lo que tu Conocimiento realmente es, entonces debes estar preparado para experimentar este aspecto de ti. De lo contrario, no nunca podrás integrar en la vida humana lo que estás experimentando, y tu recuperación del Conocimiento será cada vez más alienante para ti. Sentirás creciente distanciamiento del mundo, y no es ese Nuestro propósito.

Por tanto, debes aceptar tu humanidad y debes aceptar también tu lugar en el orden mayor. Solo así puedes integrarte aquí completamente, sirviendo a este mundo en sus propias necesidades y aun así manteniendo una mayor perspectiva, que aquí está ausente.

La segunda razón por la que la Religión Mayor es relevante para ti es que vuestro mundo está emergiendo a una Comunidad Mayor de mundos. Esta es la gran transición. Es una transición tan grande que no puedes imaginar sus consecuencias ni cuánto afectará vuestro pensamiento y vuestras actividades mundanas.

La tercera razón es que necesitas una mayor perspectiva para comprender la obra de Dios. Dios no es humano. No piensa como un humano. No está hecho a vuestra imagen. Dios no tiene imagen. La Fuente de toda vida abarca a toda la vida. No pienses que Dios está preocupado con tu vida hasta la exclusión de otras vidas. Para comenzar a acercarte a la Sabiduría de Dios, que es el Conocimiento de Dios y del cual mantienes una parte pequeña pero vital, debes comenzar a tener una perspectiva más grande de la propia vida.

La evolución de la humanidad es solo un aspecto de la propia vida. No puedes conocer el conjunto desde solo un aspecto. La vida humana no refleja toda la vida, aunque el reflejo de toda la vida se encuentra dentro de ti. Por tanto, la religión, que en realidad es la experiencia de la presencia de Dios y de tu relación con Dios, debe tener en cuenta los aspectos mayores de la vida.

Esto es también muy importante para tu [experiencia como] ser humano, porque para ser realmente humano debes tener esta perspectiva. No puedes tener perspectiva si ser humano es todo lo que eres. Ser humano es muy contradictorio en muchos sentidos. Es un estado muy adolescente y absorto en sí mismo. Si vas a entender y apreciar la naturaleza de aquellos que Dios ha enviado a ayudarte, entonces en su momento comenzarás a compartir su perspectiva, y verás lo que la evolución significa a una mayor escala. Entonces comenzarás a entender tus deberes y a saber lo que significa el crecimiento aquí en la Tierra.

La gente muy a menudo ha establecido objetivos últimos para su crecimiento espiritual y ha tratado de vivir en función de esos objetivos. Esto es muy presuntuoso y dañino, porque el fracaso es inevitable. No está en el Plan de Dios que debas fracasar por exceder tus verdaderos objetivos en la vida.

Muchos de vosotros habéis sentido un deseo de unión con lo Divino, así como un deseo de servir a un mayor propósito. Esto es encomiable, por supuesto, pero si deseas servir a un mayor propósito y experimentar una fuente mayor, entonces debes aprender lo que esto significa. No puedes definir [por ti mismo] el camino.

La gente intenta la perfección porque está convencida del error, pero no conoce la perfección. No puedes conocer la perfección desde el error. Solo puedes conocer el error. La perfección no es borrar el error. Es ganar sabiduría, compasión, habilidad, capacidad y amor. Extirpar el error no produce perfección. Si pudieras ver la evolución a una mayor escala, sin duda ajustarías tus expectativas de ti mismo.

Tras dejar esta vida, aquellos pocos individuos que han logrado una aparente perfección se encuentran a sí mismos en un nuevo comienzo. Pero no necesitan estar aquí por más tiempo. En vez de trascender su humanidad, deben ahora encontrar las identidades del universo. Para esto necesitarán gran asistencia.

Su destino y su camino no son de tu incumbencia. Lo que te incumbe es tu vida inmediata, tu capacidad para tomar decisiones y seguirlas, tu capacidad para discernir y tu sentido de propósito e identidad.

La gente a menudo pregunta: “¿Por qué necesito Maestros Internos?” La respuesta es muy simple. Es porque no sabes nada. Sí, puedes creer muchas, muchas cosas, pero tu Conocimiento es solo una pequeña luz. Crees que perfeccionando tu personalidad o tu cuerpo alcanzarás grandes alturas, pero te aseguramos que alcanzarás gran frustración. Una personalidad perfecta puede no tener más Conocimiento que una imperfecta. De hecho, vuestros grandes maestros en el mundo han sido muy notorios —no personalidades perfectas—. Ese no es el énfasis, aunque hay ajustes que hacer en tu comportamiento y tu pensamiento, por supuesto.

Perfeccionar tu comportamiento para satisfacer tus estándares no es el Camino del Conocimiento. El Conocimiento no es ideas. Es experiencia. Es relación. Es Dios. Dios es relación. Es la atracción entre iguales, entre aquello que es lo mismo. Eso es Dios en una definición práctica.

Por tanto, aquí tenemos esta idea de la Religión Mayor. ¿Por qué es mayor? Mayor no significa mejor. Solo es mayor porque tiene en cuenta una mayor realidad. Debes entender la evolución de la vida, no solo la evolución de la gente. No puedes entender esto intelectualmente, porque es demasiado vasto e inclusivo, pero puedes experimentarlo y puedes saber lo que significa en tu vida diaria.

Los seres humanos no son enviados aquí para lograr la realidad última. Ese no es tu propósito. Tu propósito estando aquí es estar completamente aquí. ¿Piensas que puedes ir de la Tierra al Cielo saltando todos los pasos intermedios? Esperanzadoramente, si tu progreso es verdadero expandirás tu capacidad y abrazarás una mayor experiencia de la vida, tanto mayor que [el hecho de] ser humano sería demasiado confinante. ¿Por qué? Porque estarás implicado en demasiadas relaciones.

Vuestro mundo está a punto de dejar atrás su fascinación consigo mismo, una fase necesaria de maduración. Por tanto, es apropiada una mayor experiencia de la religión o, digamos, una religión de muchos mundos. Es apropiada no solo para [tener] una mayor perspectiva; es también apropiada para entender a esos seres de la Comunidad Mayor que encontraréis. Ellos no piensan como vosotros necesariamente. No todos ellos son amistosos. Sois tan extraños para ellos como ellos lo son para vosotros. Debéis verles con el Conocimiento. Esta es la perspectiva.

Antes dijimos que las personas necesitan Maestros Internos porque no saben nada. Algunas personas necesitan Maestros Internos pero nunca permitirían que su presencia se diera a conocer. Para otros, sería mejor si sus Maestros nunca se dieran a conocer. Pero todos necesitan Maestros Internos. Apenas podéis generar suficiente energía para pasar por la vida, mucho menos para elevaros a vosotros mismos en ella. Debéis tener asistencia. Aceptar este hecho es muy importante y te dará un gran sentido de apoyo, gracia y apreciación. También significa que tienes un propósito que es importante y que no lo sabes todo.

Es cierto que el Conocimiento debe ganarse mediante la experiencia. No es una búsqueda intelectual. Tu intelecto no fue creado para comprender el universo. Fue creado para negociar los pormenores de tu vida física, algo en lo que se ha vuelto bastante sofisticado. Pero no puede apreciar lo que se siente y lo que se sabe. Por tanto, no uses esta capacidad intelectual inapropiadamente. Tiene su verdadera aplicación y en ella es muy útil. Pero debes buscar un enfoque diferente.

Nuestro trabajo entonces es religioso en su naturaleza, porque trata de Dios. Trata de una vida mayor. En este mundo no puedes acercarte a la vida más grande de todas; solo puedes acercarte a una vida mayor. Debes pasar por las etapas de la evolución. No puedes saltártelas todas. No puedes.

Si puedes comprender esto ahora, entonces podrás reconocer lo que necesitas hacer, lo que puedes hacer y lo que no puedes hacer. Verás tu verdadera involucración y tus verdaderos requerimientos, sin poner sobre tus hombros cargas imposibles. Esto es muy importante. Con cargas imposibles ni siquiera reconocerás lo que es esencial, y eso producirá fracaso, que agravará tu agonía. No esperamos un comportamiento perfecto. Pero no podemos ayudarte eficazmente si insistes en logros personales absolutamente ridículos. Hay seres mayores que tú para operar el universo.

Por tanto, el trabajo que tienes por delante será sobre experimentar el trabajo de Dios en las tradiciones religiosas presentes, tanto aquí como en la Comunidad Mayor. ¿Por qué es esto importante? No es solo fascinante para la mente. Es importante porque estimula el contacto con tu Familia Espiritual, tanto aquí como en la Comunidad Mayor. Regenera antiguas memorias que son absolutamente fundamentales para tu experiencia de continuidad, integridad e inclusión en la vida.

Las personas están siempre buscando su Familia Espiritual. La buscan en las relaciones personales. La buscan en causas políticas y religiosas. La buscan en la paz y la buscan en la guerra. No saben lo que están buscando, pero estar solo en este mundo es un terrible destino.

Pero no estás solo. Antes de que vinieras a este mundo no estabas solo, y aquellos que estaban contigo entonces están contigo ahora. Recuperar esta memoria es recuperar la conciencia de la vida en lo visible y en la vida más allá. Entonces las barreras de las ilusiones comienzan a decaer. Entonces puedes comenzar a comprender la presencia espiritual más que solo sentirla. Entonces tu percepción se refina. Si no estuvieras en este mundo sería mucho más fácil tomar decisiones apropiadas. Pero estás aquí. Has asumido la vida natural en este mundo en un cuerpo físico, pero la posibilidad de una verdadera percepción todavía existe.

En preparación para los eventos que vendrán en los próximos ciento cincuenta años y en preparación de las religiones que vendrán en los próximos mil a tres mil años, se compartirán las prácticas de la Comunidad Mayor para vuestro desarrollo. Estas no se comparten filosóficamente, sino que se dan como prácticas. No son generadas solo mediante la especulación intelectual. Son iniciatorias para experimentar el Conocimiento, la presencia espiritual y el contacto. Estas prácticas son antiguas. Su propósito es permitirte recuperar tus antiguas memorias y la conciencia de tus verdaderos amigos aquí en este mundo y en otras partes también. De esto surgirá un sentido de propósito mucho mayor, y es por esta razón que se comparten estas prácticas.

Esta es la experiencia religiosa. La experiencia religiosa evoluciona y necesita un punto de vista cada vez más alto. Si lees la historia de vuestras religiones y vuestra historia conocida, a pesar de lo breve que es verás un desarrollo. Comenzarás a ver una expansión definida, y esta expansión continúa.

El propósito de esto es el Conocimiento. No hay nadie a quien idolatrar. Aquí no hay héroes. Nosotros permanecemos invisibles. No puedes adorarnos. En su momento, entenderás la sabiduría de esto y por qué resulta tan esencial para que podamos ser efectivos. Incluso los grandes en vuestro mundo que han llegado muy lejos y que contribuyeron su Conocimiento no buscaron ser ídolos de adoración. Es su Conocimiento lo que ha sido descuidado. La gente teme al Conocimiento, pero el Conocimiento es el propósito.

Si anhelas el Conocimiento, búscalo. No puedes definirlo. No puedes predecir el resultado. Lo buscas porque es natural para ti buscarlo. Pues tu Conocimiento contiene el recuerdo de tu Creador, de los que te ayudan y de tu significado en este mundo.