Como le fue revelado a
Marshall Vian Summers

Texto original: Marriage (no disponible online)

Escucha el audio original aquí (en inglés): no disponible online

Más información sobre este texto

Lo que estás leyendo en este texto es la transcripción de la voz original de la Asamblea Angélica hablando a través del Mensajero Marshall Vian Summers.

Aquí, la comunicación original de Dios, que existe más allá de las palabras, es traducida al lenguaje y el entendimiento humanos por la Asamblea Angélica que supervisa el mundo. La Asamblea después entrega el Mensaje de Dios a través del Mensajero, tras lo cual es transcrito y puesto a tu disposición y a disposición de todos.

En este extraordinario proceso, la Voz de la Revelación está hablando de nuevo. La Palabra y el Sonido están en el mundo. Que puedas ser el receptor de este regalo de Revelación y puedas estar abierto a recibir su Mensaje único para ti y para tu vida.

Wisdom from the Greater community, volume 1
Volumen 5 > Sabiduría de la Comunidad Mayor Volumen 1 > Capítulo 5

La devoción es la más alta expresión del amor en el mundo.

El matrimonio del que hablaremos es un tipo de relación muy especial. Nos gustaría darte el contexto apropiado, porque la cualidad del matrimonio que queremos abordar es algo muy poco frecuente en este mundo. Es algo que no se ve muy a menudo, y sin embargo es algo que la gente lucha por lograr consciente o inconscientemente.

Nosotros ponemos mucho énfasis en el matrimonio, porque es la relación consumada. El verdadero matrimonio es algo que representa una fuente de nutrición para otras personas además de para las dos personas involucradas. Debido a que estamos hablando del matrimonio en un contexto mayor, no solo hablaremos del matrimonio entre un hombre y una mujer. Hablaremos del matrimonio como una cualidad de unión que puede existir en cualquier relación, porque es la cualidad, no la forma, lo que importa. Es el entendimiento y la experiencia.

Es apropiado que el verdadero matrimonio sea tan elevado. Vale la pena prepararse para él. Es un regalo natural de Dios para aquellos que están sirviendo a su verdadero propósito, porque no puedes servir a un verdadero propósito en solitario. Necesitarás un verdadero matrimonio. Necesitarás este tipo de asistencia.

Debido a que estas relaciones son tan valiosas, se pone mucho énfasis en la preparación. Estas relaciones demuestran la realidad de la Familia Espiritual, donde puede haber una unión que es más profunda que las personalidades involucradas y más fuerte que todos los intereses u orientaciones divergentes. El verdadero matrimonio es algo que trasciende las realidades personales y tiene propósito y dirección. No es algo creado por las personas involucradas, sino algo que ellas descubren juntas. Es un descubrimiento, pero es un descubrimiento con un propósito. Está aquí para lograr algo.

La verdadera unión puede existir entre hombres y mujeres, entre dos grandes amigos o entre un padre [o madre] y su hijo. En realidad puede suceder entre cualquier tipo de individuos, si ellos han alcanzado el mismo punto de reconocimiento y si ya tienen una unión intrínseca.

Obviamente, hay muchos matrimonios a tu alrededor. El matrimonio es muy común, ¿pero cuántos matrimonios son una inspiración para ti? No todos están destinados a estar en un matrimonio —es decir, en un matrimonio entre esposo y esposa—. Esa no es la expresión apropiada del matrimonio para todos. Sin embargo, una relación basada en el Conocimiento, el reconocimiento y el propósito está destinada para todos. Cuando hayas experimentado esta relación, comprenderás que tu vida es más grande que tu personalidad. Será una experiencia de gran confirmación para ti. Fruto de esta relación vendrá la devoción, que es la más alta expresión del amor en el mundo. La devoción es una cualidad que es muy infrecuente. No debe confundirse con la obligación o con servidumbres de ningún tipo. Es un regalo dado libremente que es esencial dar.

Muchas personas esperan o exigen devoción de otras personas, pero son incapaces de darla ellas mismas. Ellas quieren negociar con su afecto. Desean asegurar que sus exigencias serán satisfechas antes de estar dispuestas a entregarse. Pero, como ves, la devoción no es negociable. No negocias por ella. No es un entregarse [o rendirse]. Es algo que emerge de lo más profundo de tu ser, y por lo tanto no necesitas crearla. Simplemente surge.

¿Por qué es esta experiencia tan infrecuente en el mundo? Con tantos matrimonios y tantas relaciones, ¿por qué hay tan poco que sea realmente inspirador? ¿Es porque es un regalo que solamente se les da a unas pocas personas? ¿Es porque sus participantes son tan puros, tan santos y tan inocentes que esto es natural para ellos? No, no es por ninguna de estas razones.

Permítenos darte ahora algunas ideas para que puedas tener una expectativa realista de unión y puedas percibir tus relaciones actuales con mayor certeza.

Primero, encontrarás que esta cualidad de relación vendrá a ti conforme tengas algo importante que hacer en la vida. Las personas que están activamente involucradas en la vida no tienen que ir buscando relaciones. Esto es un hecho. Si has encontrado algo verdaderamente significativo que hacer en este mundo, algo que sea natural para ti hacer y a lo que desees entregarte por completo, ciertamente no estarás solo en tu dar. Es un hecho que tu dar será compartido y establecerá una unión de gran fortaleza. Esto se debe a que tus relaciones están apuntando hacia el exterior. Ustedes se están moviendo juntos, y no están tratando de convertir al otro en el objeto total de su afecto, pues eso nunca es exitoso. La devoción es siempre algo mucho mayor que la personalidad.

Muy pocas personas tienen este sentimiento de vitalidad en su involucramiento con la vida, y por lo tanto, en sustitución a esto, buscan excitación en las relaciones —en ocasiones solo por la excitación y en otras en nombre del crecimiento personal—. Nosotros podemos asegurarte que no hay suficiente crecimiento personal en el universo para justificar uniones incesantes. Lo que te lleva más allá del crecimiento personal es que llegas a cansarte mucho de él, y ahora buscas refugio, alivio e inspiración de algo mayor.

El crecimiento personal es muy decepcionante, porque no puedes expandir tu lado personal muy lejos. Siempre tiene una gran promesa y siempre es muy excitante cuando te aventuras en el crecimiento personal, pero rápidamente empieza a resultar muy difícil. El crecimiento personal es natural cuando estás desarrollando el Conocimiento, porque tu mente y tu cuerpo deben acomodar entonces a un poder mayor dentro de ti. Este es el contexto en el que el crecimiento personal tiene valor y es gobernado por la necesidad y no por la preferencia.

Por lo tanto, las relaciones hechas para el crecimiento personal son por definición muy limitadas. Son limitadas por tu propia ambivalencia hacia el crecimiento. Son limitadas por tus objetivos, y son limitadas porque tú y la otra persona tienen de alguna manera motivos divergentes. Tu crecimiento personal no producirá la plenitud de estar juntos que es tan nutritiva, porque estarás tratando de usar a la otra persona para crecer, y la otra persona estará tratando de usarte a ti para crecer. Tarde o temprano, ustedes descubrirán que no tienen el mismo propósito.

Este entendimiento puede surgir después de mucho tiempo porque, como ves, cuando estás creciendo en lo personal, el dolor parece estar muy justificado. Tu resistencia parece ser un signo de que deberías involucrarte más, no menos. Por lo tanto, antes de que te des cuenta, te encontrarás obligado a participar por miedo a que puedas ser un fracaso de algún tipo. Esto es triste, puesto que puede llegar a hacer falta mucho dolor para convencerte de que estás en el camino equivocado.

No tienes mucho tiempo en este mundo, amigo mío. Realmente no lo tienes. La vida aquí es corta. Tu vitalidad es limitada. Es muy importante que busques algunas cosas muy fundamentales y no trates de tener todas esas experiencias que parecen tan seductoras. No hay evidencia de que las personas que están en relaciones buscando crecimiento personal estén mejor que las que están en relaciones por otras razones, excepto que quizá su involucramiento es un poco más excitante y autoabsorbente. Pero como ves, necesitas tener un énfasis diferente.

Como hemos dicho, si estás haciendo algo que valga la pena en el mundo, habrá personas que se unirán a ti. Esto es muy natural. Si tu vida está siendo dada para hacer algo en el mundo, habrá personas que darán sus vidas para unirse a ti. No estarán contigo simplemente porque las estés entreteniendo o porque tengan experiencias maravillosas contigo. Tú serás una expresión de un propósito que ellas comparten, y por lo tanto ahora tendrás una unión que no estará basada en agrados o desagrados o en objetivos personales. Es simplemente natural estar juntos, y sería antinatural estar separados. Es esta naturalidad la que es un indicador de que algo va correctamente.

Para poder diferenciar entre reconocimiento y atracción, debes cultivar el Conocimiento —la capacidad y la base para saber dentro de tu propia mente—. Esto es fundamental para todo lo que enseña y promueve el Camino del Conocimiento.

Tener verdaderas relaciones es la expresión más grande del Conocimiento en este mundo —relaciones significativas de uno con otro y relaciones significativas también en ámbitos mayores—. ¿Qué es Dios y qué es el regreso a Dios, sino el regreso a las relaciones? Algunas personas desean regresar a Dios y comprometerse con Dios, pero no pueden estar con nadie. Y así, están tratando de estar con todo, pero no saben cómo estar con nada en particular. Esto conduce a un tipo de idealismo muy desafortunado, pues la gente está comprometida con una idea de Dios y no con Dios en ningún modo. La gente está comprometida con la idea de una relación, pero no puede participar en las relaciones.

Es muy difícil crear una relación, ¿no es así? Siempre se está deshaciendo en alguna parte y tienes que remendarla. Siempre se está rompiendo y siempre la estás reconstruyendo. Sin embargo, si estás haciendo algo realmente importante en la vida no tendrás tiempo para estar constantemente remendando una relación. Tu criterio para una relación se vuelve entonces: “¿funciona o no?” No es si estás haciendo un buen trabajo o si estás siendo abierto o amoroso. No es un comportamiento de tu parte. Tu relación funciona o bien no. Si no funciona, entonces amorosamente liberas a la persona para que él o ella encuentren su lugar correcto. Entonces todo puede reorganizarse apropiadamente.

Ahora bien, siendo francos, ustedes tienen personalidades y estas crean problemas. Esto es cierto. Y tendrás que contender con todas las expresiones de temor y el deseo de separación. Pero puedes confrontar estas cosas, porque tienes un mayor poder en tu interior. Si no eres consciente de este mayor poder, tu personalidad parecerá insuperable. Tratarás de hacerla confortable, y también tratarás de ser fiel a tus inclinaciones más profundas. Es muy difícil hacer eso.

El matrimonio es natural para esas personas que están viviendo una vida de Conocimiento. Esto debe enfatizarse. Tú estás aquí por un propósito. Te esforzaste mucho para estar aquí. Tienes algo que dar estando aquí. No puedes ir más allá de este mundo, porque no has dado lo que es esencial que des aquí. Tu dar emerge de tu autorrealización. Tu Conocimiento es tu base. Con esta base, podrás ver que la vida está conspirando a tu favor. Sin esta base, sentirás que estás desafiando a la vida y trabajando en desacuerdo con la vida.

Es muy importante que entiendas para qué son las relaciones. Muy pocas personas tienen alguna idea de esto. Son jaladas por la atracción, establecen un vínculo, se involucran emocionalmente, y luego, más adelante, descubren si tienen una relación o no. Esta es una aproximación muy a la inversa.

Que seas profundamente atraído por otros no significa que debas entregarte a ellos. Si has estado por aquí algún tiempo, probablemente has aprendido eso. Hay muchas cosas que atraen a la gente. Hasta que estés consciente de tus inclinaciones y seas consciente de las diferencias entre el Conocimiento y tu lado personal, entre tu espíritu y tu mente, simplemente serás movido por fuerzas que no puedes explicar. Y aquellos que estén más seguros que tú podrán ciertamente dominarte. Estarán más seguros de lo que quieren que tú, y te sentirás dominado.

Sin embargo, si te concentras en desarrollar el Conocimiento, serás capaz de observar y ver por qué estás aquí y encontrar expresión para esto, incluso si solo es un principio. No tiene que ser la respuesta definitiva. Si encuentras algo vital que sientes que debes hacer en tu vida ahora, entonces encontrarás que vendrá gente a participar contigo. Hay tan poca vitalidad en la vida humana, que cualquiera que esté experimentando esto atraerá gente de manera natural. La gente querrá venir y averiguar qué está pasando. Alguien está vivo en su entorno. Alguien no está preocupado consigo mismo.

Este enfoque podrá parecer muy simple, y lo es, pero desarrollar el Conocimiento es un gran reto. Si buscas retos, no encontrarás uno mayor. Sin el Conocimiento, las relaciones son prueba y error solamente. Hay muchas personas que han gastado su energía primaria en relaciones con muy poco que mostrar al respecto. Han desperdiciado sus vidas, y sin embargo han justificado este desperdicio diciendo que han crecido personalmente y que han aprendido mucho. Pero están de nuevo donde empezaron. Están solas, y todavía están buscando una unión significativa.

Has venido aquí para algo más importante que simplemente tratar de discernir cómo funciona tu mente. No tendrás tu mente personal por mucho tiempo, por lo tanto, ¿por qué dedicar tu vida a entenderla? No estás aquí para hacer eso.

Conforme inicies el desarrollo de tu vida espiritual, de tu vida interior, descubrirás que hay cualidades esenciales en las relaciones que no pueden descuidarse. Hay un énfasis central en la vida que las personas tienen o bien no tienen. No hay culpa aquí. Está ahí para ellos o bien no está. Si estás cultivando una vida interior y te sientes atraído por alguien que no está haciéndolo, empezarás a ver que existe una divergencia de propósito que no puede mantener una relación por mucho tiempo.

Ahora bien, algunas personas tienen una vida interior pero nunca hablan al respecto. Otras personas no tienen vida interior y es de lo único que hablan. Por lo tanto, no pienses que si las personas hablan inteligentemente de la vida interior eso significa que la tienen.

Si estás desarrollando una vida interior, buscarás esto en otros. ¿Por qué? Porque tiene sentido para ti el hacer esto. Verás que tener una pareja contribuirá a este énfasis o bien lo obstaculizará. Si hay obstáculo, ustedes irán valorando cosas muy diferentes cada vez más, y buscarán cosas distintas.

El Conocimiento siempre acerca a las personas que tienen un intento común de unión. También acerca a algunas personas que no comparten un propósito para que puedan ver el contraste. Estas personas no pueden unirse completamente, puesto que no pueden funcionar juntas en el mundo.

Como ves, el aspecto importante a considerar es la pregunta: ¿Por qué estoy aquí? Esto asume que vienes de alguna parte y que vas a regresar a alguna parte. Si puedes aceptar esto, entonces debes preguntarte a ti mismo por qué estás aquí. Y si estás aquí para algo importante, entonces naturalmente querrás saber qué es. Esto produce una discriminación muy esencial en las relaciones.

Hay muchas personas que han estado casadas, que han desarrollado una vida interior y que han tenido que dejar sus matrimonios por esta razón. Esto no es inusual. Si alguien tiene un destino en la vida y está casado, su matrimonio producirá el entorno que intensificará el anhelo por una mayor realidad y una mayor unión.

Si tu espíritu está listo para emerger, entonces la satisfacción en el lado personal no será suficiente. Conforme esta emergencia continúe siendo el énfasis, te sentirás cada vez más inquieto.

Todos están destinados a tener un verdadero matrimonio. El verdadero matrimonio vendrá a ti si has encontrado tu propósito. Las personas que tienen propósito nunca pueden estar solas, porque su propósito las une con otras personas. Nada puede hacerse en solitario en este mundo. Nada puede hacerse en solitario en ningún mundo o en ninguna dimensión.

Así que, cuando empieces a recuperar tu Conocimiento, que es tu verdadera identidad, comenzarás a recuperar a esas personas que son parte de tu Conocimiento y parte de tu propósito. Serán personas específicas, y a ti se te darán cosas muy específicas que hacer con ellas.

La atracción que no se basa en este propósito no puede mantenerse. La intensidad inicial no puede mantenerse continuamente. Entonces, lo que mantiene a las personas juntas es la conveniencia, la seguridad y el hábito. Pero si sienten un mayor anhelo, entonces no pueden quedarse en esta situación. Tarde o temprano, como brotando de una cáscara, buscarán su libertad. Se sentirán terriblemente porque han fallado en su relación, o eso piensan. Sin embargo, su relación no las ha consumido; solamente ha usado una parte de ellas.

Como ves, las personas tienen mucho miedo de que el matrimonio de alguna manera las absorba y destruya su independencia. Sin embargo, eso es exactamente lo que las personas están buscando: ser usadas completamente en alguna parte, porque cuanto más son usadas completamente, más poder tienen. Cuanto más sean consumidas, más energía tendrán. Cuanto más sean utilizadas, mayor será su Ser. Su Ser anhela ser usado, ser canalizado hacia servicios útiles en el mundo.

Por lo tanto, si tienes esta intención de ser totalmente utilizado en el mundo al servicio de Dios, también esto satisfará tu lado personal, porque tu lado personal realmente no quiere mucho. Solo quiere ser incluido, estar a salvo y tener unas cuantas necesidades básicas [cubiertas]. Realmente no necesitas mucho, pero tu Ser necesita mucho. Solo tiene una intención, y es ser utilizado valiosamente de acuerdo con su propio diseño en esta vida. Cuando hablamos de desarrollar el Conocimiento, hablamos de ganar acceso a tu Ser y permitirle que se exprese y ejerza su dirección.

Muchos matrimonios en el mundo son meramente experimentos, eso es todo. Pero como ves, un matrimonio que no puede consumarse requiere de mucha energía. En cierta forma, deja una cicatriz en ti. Hay un sentido de fracaso asociado al divorcio, incluso cuando el divorcio se hace obviamente necesario. Es por eso que es importante que la gente no use el matrimonio para experimentar, porque cuando fracasa gasta tremendamente su energía vital, dejando una cicatriz.

No observes la personalidad de alguien diciendo: “Yo estaría completo con esta persona.” Las personalidades son demasiado limitadas para completar a nadie, y suponen un gran desperdicio si son el objeto de tu intención. Hay tantos experimentos que emprender en este mundo y tantas cosas excitantes que perseguir, que fácilmente podrías desperdiciar tu vida. Siempre parece haber nuevas aventuras, nuevas tentaciones, nuevas emociones y nuevas esperanzas. Sin embargo, conforme envejeces, tu capacidad para cambiar y tu habilidad para ver la verdad disminuye.

La mayoría de las relaciones que ves son experimentos, pero no todas son necesariamente vanas. Tienes que encontrar la diferencia entre lo que es significativo y lo que no, y la experiencia es el maestro más difícil pero también el más persuasivo. Lo que es vano es tratar de recrear la misma cosa una y otra vez, pensando que una nueva persona excitante te va a dar un resultado diferente.

Las relaciones que producen contraste pueden ilustrar las cosas más profundas e importantes en la vida. Hacen esto porque son decepcionantes. Hacen esto porque no te satisfacen del modo que habías pensado, y entonces quizás necesites algo más grande. Esto te llevará hacia dentro de ti y, esperanzadoramente, te hará estar más atento a tu entorno y a tus encuentros en el mundo.

Nosotros esperamos que puedas recibir esto con amorosa bondad, porque queremos que las personas sientan que tienen significado en este mundo, un significado intrínseco, no solo algo que crearon para sí mismas, no algún tipo de explicación que han estado usando para justificar sus vidas, sino algo que sienten que es una fuerza guiadora en su interior. Si estás sintiendo esto, entonces síguelo. No te detengas. Hay muy pocas personas que hayan encontrado esto, y sería muy triste que desperdiciaras un regalo tan excepcional.

Por lo tanto, busca el Conocimiento. No te preocupes por el matrimonio. Si estás buscando el Conocimiento, tendrás que tener un matrimonio, con alguien, en algún contexto, ya sea que seas cabeza de familia o seas célibe. Tendrás que tener un matrimonio, porque florecerás en la devoción. No conocerás a Dios hasta que seas devoto. La devoción es un dar del corazón que es espontáneo. No es algo que tengas que tratar de hacer. Si esto está pasando para ti en algún entorno, y es verdadero y te da vitalidad, entonces deja que se exprese.

La devoción es algo que no debes juzgar desde afuera. Es como el Reino de Dios en el mundo. O estás dentro de las puertas o estás afuera. Eso es todo. Las cosas se ven muy diferentes desde afuera. Desde allí, parece que las personas en el interior están renunciando a cosas todo el tiempo. Es un énfasis muy diferente. En el interior, te mantienes queriendo dar tu vida todo el tiempo porque esta vuelve a ti más poderosamente. No quieres conservar nada para ti mismo, porque simplemente se vuelve un perjuicio. Quieres seguir dando porque [así] tu regalo se hace más fuerte.

La vida conspirará para ayudarte a valorar el Conocimiento. También conspirará para ponerte en contacto con las personas que te enseñarán lo que es significativo y lo que no lo es. Y si existe una oportunidad para la verdadera devoción, la vida conspirará para involucrarte en ella.

Cuando dejas este mundo, regresas a tu grupo de aprendizaje. Hay devoción ahí. No es un problema. Tú simplemente perteneces. Es evidente que perteneces. De hecho, ni siquiera pensarás en ello, porque no hay contraste con el pertenecer. Aquí en el mundo, hay contraste por todas partes con el pertenecer, y por lo tanto parece incomprensible que puedas tener algo como esto esperándote.

Cuando seas capaz de dar a este mundo lo que tienes con tu grupo, entonces ya no necesitarás venir más aquí, porque el mundo no será más un lugar separado. No será una excepción al Conocimiento y las verdaderas relaciones. Conforme cada miembro de tu grupo termine su trabajo aquí, todos ustedes avanzarán juntos y tendrán un reto nuevo.

Tus Maestros Internos son los miembros avanzados de tu grupo. Ellos necesitan que progreses, porque si no lo haces tu grupo no progresará. Como ves, no has de pensar en esto como una obligación. Simplemente es así. Tú no estás solo; formas parte de algo. Si no descubres esto en esta vida, entonces regresarás a tu Hogar con tu grupo y comprenderás: “¡Ah, no lo hice! ¡Olvidé otra vez! ¿Qué tan rápido puedo regresar? Quiero regresar. Ahora sé qué hacer. Fue terrible ahí abajo, pero tengo que regresar.” ¿Por qué tienes que regresar? Porque eso es el Conocimiento.

Quien eres en realidad no es un individuo siendo un agente libre en el universo. No hay agentes libres en el universo. ¿Por qué? Porque no hay separación en el universo, y sin separación, el único agente libre es el todo, y todo funciona al unísono. La libertad entonces es la capacidad para estar en armonía con todo. No hay nada más que sea libre.

Ahora, cuando inicies relaciones y estés interesado en alguien y te sientas atraído, toma tiempo contigo mismo antes de involucrarte sexual y emocionalmente. Contempla lo que está frente a ti. Tu Conocimiento responderá con un “sí” o un “no”, o te dará las condiciones para participar. Eso es el Conocimiento. Si no lo consultas, entonces deberás arriesgarte. Una vez que te hayas involucrado sexualmente, tendrás un vínculo. Será muy difícil usar el Conocimiento entonces, a menos por supuesto que la relación sea completamente inapropiada, en cuyo caso el Conocimiento te sacará a patadas.

Conforme te hagas más fuerte en el Conocimiento, tu Conocimiento ejercerá una mayor influencia. Si estás a punto de cometer un error, ciertamente te lo hará saber. Tu reacción a las cosas se volverá mucho más intensa.

Pero es muy difícil usar el Conocimiento cuando estás involucrado emocionalmente, porque tu lado personal quiere muchas cosas. Por supuesto que quiere. ¿Cómo no va a querer? Está solo; está buscando desesperadamente. Como ves, el lado personal quiere estar solo pero no aislado, y por lo tanto es muy difícil para él mantener una relación. Quiere estar seguro de que la persona maravillosa está ahí, pero también quiere estar seguro de que se haga a su manera. Lo que pasa entonces es que tienes un conflicto de propósito.

Mientras tanto, el Conocimiento está durmiendo dentro de ti. No está involucrado. No está en la relación. No podrás tomar a esa persona a quien amas mucho y hacer que tu propio Ser se case con ella. Tu propio Ser sabe exactamente con quién se va a casar, y no puedes hacer que se case con esa otra persona. Si piensas que puedes, no tienes idea de lo grande que es tu Ser y lo pequeño que es tu lado personal. Es como una pequeña hormiga diciéndole a una montaña que se eche a un lado. Le dice: “¡Hazte a un lado! Voy a pasar.”

Cuando tu Ser reconozca a su pareja, él te casará. Tú ya estarás comprometido. Ni siquiera sabrás qué está pasándote. No es como enamorarse. Es una experiencia diferente. No es locura, ni es demencial y frustrante. Es algo muy calmado, como si hubieras llegado a tu Hogar. Es como si un poco de tu Familia Espiritual estuviera contigo ahora, y comienzas a tener una sensación sobre de dónde has venido y a dónde vas. Con el tiempo, recordarás lo que querías hacer aquí.

Por lo tanto, no hagas del matrimonio el objetivo. El matrimonio es el resultado, no la causa. Deja que el objetivo sea cultivar el Conocimiento, recibir a los emisarios de tu Familia Espiritual que son tus Maestros Interiores y empezar a contemplar la razón por la que estás aquí. Hasta que estés casado con tu propósito, el matrimonio con otra persona no podrá consumarse.

El propósito no es una definición. No basta con decir: “Es por esto que estoy aquí.” El propósito es una experiencia duradera de pertenencia e intento. Tú estás intentando algo. No importa mucho si tienes éxito o fracasas desde el punto de vista del mundo, siempre y cuando puedas dar en esta dirección. Tú darás aunque fracases en todos los requerimientos que el mundo te ha impuesto. Esto es así porque tu compromiso es mayor que el mundo. Tu compromiso es redentor para el mundo. Es por eso que las relaciones que se unen para compartir este compromiso son mayores que las personalidades involucradas.

Todos aquí están buscando a su Familia Espiritual. Todos están buscando esto, porque lo extrañan. ¿Por qué estarían buscando si no es porque extrañan algo? Lo que están buscando no es solo un sentido de inclusión, sino también un sentido de propósito específico aquí. Tu propósito específico puede expresarse de una forma muy mundana. No todos tienen que ser grandes emancipadores para sus pueblos. Eso es muy infrecuente. Se trata de haber encontrado un lugar en la vida para darte por completo, y poder darte sin tener que negociar.

Las personas quieren toda clase de cosas, o eso dicen, pero todo lo que quieren es algo a lo que pertenecer. Esa es la necesidad subyacente. Si encuentran aquello a lo que pertenecen, el anhelo central habrá sido respondido. Entonces los problemas serán pequeños, no grandes. Podrás poseer toda clase de cosas y tener toda clase de relaciones, pero si tu anhelo principal no ha sido satisfecho, tendrás un gran problema. No estarás satisfecho con lo que tienes, porque no te llenará.

En el Camino al Conocimiento de la Comunidad Mayor, preparamos a la gente para el Conocimiento —para experimentar el Conocimiento y ser activados en el Conocimiento—. El verdadero matrimonio sucede cuando dos personas se están activando el Conocimiento la una a la otra. Esto es diferente de dos personas que se estimulan la personalidad la una a la otra. Cuando ustedes se están activando el Conocimiento el uno al otro, lo cual es algo que no tienen que tratar de hacer, ustedes son más quiénes son cuando están juntos que cuando están separados.

Entonces, ¿por qué tratar de ser tan independiente y marchar solo diciendo: “Yo no necesito a nadie, soy totalmente quien soy sin [necesidad de] nadie?” Y después, cuando mueras, regresarás a tu grupo y comprenderás que cometiste un error tratando de estar solo otra vez, y verás que absolutamente no estás solo.

Los Invisibles están juntos. ¿Por qué están tan unidos? Porque su relación está establecida en el Conocimiento. Ellos están unidos a través de su Conocimiento. Sus mentes pueden fusionarse directamente la una con la otra y tienen más poder como resultado.

¿Cómo se hacen grandes cosas en este mundo? Nunca son hechas por individuos. La grandeza siempre sucede debido a que algo mayor es vertido a través del individuo. Es como una pluma estilográfica: no es la punta la que contiene toda la tinta, sino el depósito. En el mundo, eres como la punta tocando el papel, y debido a que tienes un depósito mayor vertiendo a través de ti, puedes proveer algo inusual, importante y duradero aquí.

Cuando estás actuando con el Conocimiento, estás estimulando el Conocimiento en otros. Este es el mayor de los servicios. De hecho, ni siquiera tienes que tratar de ayudar a nadie. El Conocimiento activa el Conocimiento. Es espontáneo. No todos pueden aceptar esto, por supuesto, y algunas personas pelean cuando tratas de hacer esto o cuando lo haces sin intentarlo, cualquiera que sea el caso. ¿Quién puede ser neutral ante el Conocimiento? ¿Quién puede no ser afectado?

Para la mayoría de las personas, su Conocimiento emerge más tarde en la vida, cuando han sido suficientemente decepcionadas por el lado personal y han comenzado a sentir realmente su anhelo por Dios y su anhelo por un verdadero matrimonio con otros. No es algo que se quiera. Es un anhelo.