El Mensajero, Marshall Vian Summers, ha estado recibiendo un Nuevo Mensaje de Dios desde 1983. El Nuevo Mensaje de Dios es la mayor Revelación que se ha dado nunca a la humanidad, dada ahora a un mundo alfabetizado de comunicaciones globales y creciente conciencia global. No se da solo para una tribu, una nación o una religión únicas, sino para llegar al mundo entero. Esto demanda que se traduzca en tantos idiomas como sea posible.

El proceso de Revelación está mostrándose ahora por primera vez en la historia. En este extraordinario proceso, la Presencia de Dios se comunica más allá de las palabras con la Asamblea Angélica que supervisa el mundo. Luego la Asamblea traduce esta comunicación al lenguaje humano y habla toda ella como uno solo a través de su Mensajero, cuya voz se vuelve el vehículo para esta mayor Voz, la Voz de la Revelación. Las palabras se expresan en inglés y se graban directamente en formato de audio, luego se transcriben y se ponen a disposición del público en los textos y grabaciones de audio del Nuevo Mensaje. De este modo, la pureza del Mensaje original de Dios se preserva y puede ofrecerse a todo el mundo.

Pero también hay un proceso de traducción. Como la Revelación original se entregó en idioma inglés, este es la base para todas las traducciones en los muchos idiomas de la humanidad. Debido a que en nuestro mundo se hablan muchas lenguas, las traducciones son vitalmente necesarias para traer el Nuevo Mensaje a la gente de todas partes. Estudiantes del Nuevo Mensaje se han ofrecido a lo largo del tiempo a traducir voluntariamente el Mensaje a sus idiomas nativos.

En este momento en la historia, la Society no puede permitirse pagar traducciones en tantos idiomas y para un Mensaje tan vasto, un Mensaje que tiene que llegar al mundo con urgencia crítica. Además, la Society cree que es importante que nuestros traductores sean estudiantes del Nuevo Mensaje para entender y experimentar, tanto como sea posible, la esencia de lo que están traduciendo.

Dada la urgencia y la necesidad de compartir el Nuevo Mensaje por todo el mundo, invitamos a una mayor asistencia en la traducción para ampliar el alcance del Nuevo Mensaje en el mundo, trayendo más partes de la Revelación a idiomas cuya traducción ya ha comenzado y añadiendo nuevos idiomas también. Con el tiempo, buscamos además mejorar la calidad de estas traducciones. Todavía hay mucho que hacer.